PIDE TU CITA AHORA
PIDE TU CITA AHORA
91 755 85 85

626 475 299

O déjanos tus datos y nos pondremos en contacto lo antes posible:
  • Los datos de contacto facilitados por usted se incorporarán a la base de datos de clientes/potenciales clientes de PROYECTOS EMPRESARIALES ALGARVE S.L. Doy mi consentimiento para el tratamiento de mis datos para concertar una cita y/o recibir información sobre tratamientos y/o productos capilares. Responsable del fichero: PROYECTOS EMPRESARIALES ALGARVE S.L. Finalidad: nuestra mutua relación comercial y promoción. Base jurídica: Consentimiento. Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros. Derechos: Acceso, oposición, rectificación, cancelación, portabilidad y limitación. Si quiere saber más, le recomendamos leer nuestra Política de Privacidad
  • 0 + 6 =
  • Error

Capilárea 14 de octubre de 2016

Imagen de la tecnología empleada en el Microinjerto asistido por robot

Es el único dispositivo que cuenta con la aprobación de la FDA (Food and Drug Administration, Administración de Alimentos y Medicamentos americana) y que está creado específicamente para la cirugía de trasplante capilar. En nuestra clínica en Madrid hemos introducido como novedad esta temporada entre nuestros servicios el Microinjerto asistido por robot, ofreciendo a nuestros pacientes la posibilidad de optar también por lo último en tecnología capilar.

 

Pero, ¿qué ventajas ofrece el Microinjerto asistido por robot frente a la intervención tradicional de la técnica FUE, realizada a mano en su totalidad por el cirujano y su equipo? ¿Cómo elegir entre uno y otro? ¿Qué hace exactamente este robot? Con la ayuda de nuestro colaborador Antonio Fernández (Cirujano especializado en Trasplante Capilar), te contamos en qué consiste el proceso y cuáles son sus 6 ventajas principales. Si estás pensando en realizarte un Microinjerto capilar en los próximos meses, seguro que te será de utilidad 😉

 

1. Menos horas de intervención

 

Puede que sea una de las ventajas principales de cara al paciente. Para que te hagas una idea, un Microinjerto realizado con la técnica FUE sin ayuda de un robot puede llegar a tener una duración aproximada de unas 12 horas, en dos sesiones de 6 horas cada una aproximadamente. Incorporando el robot capilar se reduciría la duración del Microinjerto en un tercio aproximadamente del tiempo completo de la intervención. Y este tiempo se ahorra en el proceso de extracción de los folículos pilosos, como nos explica el Dr. Fernández, “entre las mejoras de esta segunda generación está el aumento de la velocidad y la precisión a la hora de hacer la extracción folicular. El ordenador del robot está conectado a dos cámaras que visionan la zona donante del paciente en 3D. El robot es capaz de medir la densidad de la zona donante e identifica qué folículos son de un pelo, de dos, de tres o de cuatro. Permite variar los ajustes y los parámetros para indicar, por ejemplo, que extraiga más cantidad de tres y de cuatro que de dos y de uno (o viceversa), según donde se quiera implantar. Lo normal es que para la zona frontal se extraigan más folículos de 1 y de 2 y para la zona media o la coronilla utilizamos folículos de mayor cantidad de pelo”.

 

Imagen del Dr. Antonio Fernández, cirujano capilar

Imagen del Dr. Antonio Fernández, colaborador de Capilárea especializado en Cirugía Capilar con robot asistido

 

2. Mayor supervivencia del folículo piloso

 

Al realizar la extracción de los folículos de forma más rápida, éstos pasan menos tiempo fuera del organismo, por lo cual su supervivencia aumenta. “No es lo mismo un folículo que esté 2 horas fuera del organismo, sin recibir aporte sanguíneo y oxígeno, que otro que esté 6 horas. De esta forma, estamos asegurando un mejor resultado”, asegura el cirujano.

 

El robot es capaz de medir la densidad, cuántos folículos tenemos por centímetros cuadrados. Y, además de precisar la dirección y el ángulo del pelo acorde al parámetro de cada paciente, el robot puede medir la presión con la que necesita entrar en la piel para, según estos parámetros, ir ajustando. Hay 2 agujas que se utilizan para hacer la extracción. La primera es una aguja que realiza un pequeño corte. Posteriormente, con una especie de lápiz circular de punta roma, lo extrae. A medida que el robot va trabajando, un técnico puede ir recogiendo los folículos de forma manual para agilizar el tiempo de la extracción, lo que hace posible el aumento, como decíamos, de la tasa de supervivencia del folículo.

 

3. Mejora la tasa de transección

 

Otro de los factores importantes a la hora de realizar un Microinjerto es la tasa de transección, es decir, el corte parcial o total que se produce en el folículo en el intento de extraerlo. Manualmente va a depender del cirujano. Como asegura el Dr. Fernández. “La tasa de transección de forma manual suele estar entre un 30% y un 40%, dependiendo de cada caso. Pero ya hay diferentes estudios que ponen de manifiesto que la transección llevada a cabo por el robot está en torno al 8%, lo cual comparado con la media de un 26% de la forma manual es una ventaja adicional, sin duda”.

 

4. El diseño previo del Microinjerto en 3D

 

Otra de las novedades de esta segunda generación de robots capilares es la posibilidad de crear el diseño y la estrategia del trasplante en 3D, de forma que el paciente pueda tener una idea más concreta de cuál será el resultado y de cómo cambiará su imagen tras el Microinjerto.“En muchos casos, el diseño y el resultado final son muy similares. Esto va condicionado por la zona donante del paciente, que tiene que ser adecuada (de ahí la importancia de la evaluación y el análisis previos), y por la importancia de diseñar el Microinjerto teniendo claras las posibilidades reales del paciente, sin intentar llegar a metas que sepamos de antemano que no vamos a alcanzar. Manteniendo estas dos cosas, los resultados suelen ser muy similares a los de la simulación en 3D”, afirma Antonio Fernández.

 

 

5.- Incisiones seguras previas al implante

 

Además de una extracción más rápida, el nuevo robot capilar permite también realizar las incisiones previas al implante, otra de las novedades de esta segunda generación de robots capilares frente a la anterior. ¿Cómo se lleva a cabo? Una vez que se ha extraído toda la cantidad de pelo que se necesita para el trasplante, pasamos a la fase de implantación. El robot será el encargado de realizar pequeñas incisiones en el cuero cabelludo, según el diseño en 3D que se ha elaborado con el paciente. Después, y con la ayuda de unas pequeñas pinzas, el cirujano implantará a mano, uno por uno, cada uno de los folículos. Como comenta Antonio Fernández: “El sistema está pensado de forma que es muy seguro en todo momento, tanto en la extracción como a la hora de realizar las incisiones. Si se mueve el paciente, el robot compensará el movimiento. Si éste es más brusco, el robot se detendrá inmediatamente, ya que cuenta con un sensor de presión en el punzón. Además, hay otros botones de seguridad que permiten detener el proceso de forma manual en cualquier momento. Se está desarrollando una nueva actualización del robot que conseguirá completar la fase de extracción. Probablemente muy pronto tendremos la posibilidad de hacer el trasplante capilar de forma integral asistida con robot”.

 

Microinjerto asistido por robot capilar

 

6. No hay cicatrices visibles

 

Es necesario dejar claro que este robot capilar asiste sólo en Microinjertos realizados con la técnica FUE, que consiste en hacer la extracción de los folículos uno a uno a diferencia de la técnica de Microinjerto FUSS , donde se extrae una tira al paciente que, posteriormente, deja una pequeña cicatriz prácticamente imperceptible en la zona de la nuca, la zona donante. “La técnica FUE no deja cicatrices visibles. Incluso llevando el pelo bastante corto tiene esta ventaja. Sí será necesario rapar la cabeza del paciente (hasta 1mm de longitud), hay que dejar accesible la zona de donación para poder hacer la extracción de forma eficaz, porque el robot identifica los folículos por milímetro de longitud. Si el paciente por alguna razón no puede cortarse o raparse el pelo, no sería un candidato apto para este tipo de Microinjerto”, explica el cirujano.

 

Todas ellas son ventajas que hacen del Microinjerto asistido por robot una opción muy interesante para hombres y mujeres, y que empieza a ser conocida y demanda cada vez más en nuestro país. El trasplante capilar es una de las intervenciones quirúrgicas más artesanales, donde hay una gran cantidad de pequeños detalles a tener en cuenta, y que requieren de una pericia, profesionalidad y experiencia máxima del equipo que lo realiza para garantizar unos buenos resultados. Todo ello, mejora aún más cuando sumamos a la ecuación las ventajas de este nuevo robot capilar.

 

Además, hay que tener en cuenta que el ahorro en tiempo de intervención que supone lo convierte en una opción muy válida para casos de alopecias  avanzadas, donde se obtienen muy buenos resultados en densidad, y que además resulta más económico comparado con alopecias más pequeñas.

 

Si estás pensando en poner fin a tu alopecia y quieres informarte sobre el Microinjerto y sobre la posibilidad de que la intervención además sea asistida por robot, no dudes en ponerte en contacto con nosotros para analizar tu caso en particular y asesorarte sobre el mejor tratamiento o solución para recuperar o conservar tu imagen. Porque sabemos que es importante verse y sentirse bien.

 

También te puede interesar